lunes, 12 de septiembre de 2011

EN CINCO DÍAS, DOS DERROTAS

Ante el San Roque el Real Jaén ofreció dos caras muy distintas, en la primera mitad el equipo blanco ofreció una buena imagen, parecida a la de los partidos anteriores, debiendo de haberse ido a los vestuarios con ventaja en el marcador, ya que Cascón dispuso de dos buenas ocasiones, estrellando el balón en el larguero en una de ellas, y además hubo otro buen lanzamiento de José Mari, que salió fuera por poco. Tras el descanso, el equipo jiennense se desfondó, no sabemos si sería por el gran esfuerzo realizado el miércoles ante el Albacete o porque el equipo lepero apretó lo suyo, y así llegaron los goles, el primero en un gran remate en plancha de Rubio y el segundo, seis minutos después por medio de Berrocal tras fallo de Servando.

Esperemos el comportamiento del equipo en el próximo partido ante un hueso duro de roer como el Puertollano, para ver las posibilidades reales del equipo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario